Praeter um sententia

¿Qué es vivir en un país en vías de desarrollo? Ofrecemos el punto de vista de uno. La intención es mostrar las ideas detrás de vanguardia en un medio ambiente de seguidores

Buscar este blog

Cargando...

viernes, 19 de febrero de 2010

DEPORTES> Los árbitros vuelven a las andadas

Esta semana volvió a la actividad el torneo de clubes más prestigioso de la UEFA, la Liga de Campeones, partidos el martes y el miércoles. Y en cada uno de estos días los silbantes fueron blanco de críticas, nuevamente. Y es que el martes y el miércoles vieron acción dos colegiados que ya se habían visto envueltos en polémica más temprano esta temporada 2009-2010.

El martes, durante el esperado partido entre Olympique Lyonnais y Real Madrid, fungió como central el inglés Atkinson, el mismo central del partido por la repesca europea de vuelta en Stade de France entre Francia y República de Irlanda, el mes de noviembre. Este fue el árbitro que dio por válido el gol de Francia, luego de la habilitación de Thierry Henry, que había controlado el balón dos veces con su mano. Esta vez tuvo un partido más relajado, aunque los madridistas reclamaron un falta del arquero francés, Hugo Lloris, sobre Cristiano Ronaldo que podría haber significado una falta penal mediante la cual el equipo español podría haber empatado el marcador.

Al día siguiente, en Allianz Arena, Münhen, Alemania, el noruego Ovrebo, fue el encargado del Bayern Fiorentina. Este central es recordado por el partido de vuelta de las semifinales del año pasado en Stamford Bridge. En aquel partido el Barcelona logró un empate a uno contra el Chelsea, marcador que le valió la clasificación a la final de Roma. Este trabajo fue muy criticado ya que dejó de marcar dos faltas dentro de área del equipo catalán que favorecían al local, amonestó (lo que significó la suspensión) a Daniel Álves, expulsó a Eric Abidal e indicó que iba a agregar cuatro minutos y finalmente se jugaron siete en la segunda mitad. En este partido, válido por los octavos de final, rumbo a la final de Madrid, no se escapó de las controversias. Primero, en la primera mitad Mario Gómez abría el marcador para los bávaros; Ovrebo, en lugar de hacer contar la anotación, indicó lanzamiento penal (que finalmente fue convertido por Arjen Robben). Luego, cuando transcurría el minuto ochenta y ocho de tiempo corrido, Miroslav Klose enderezaba un cabezaso hasta el fondo de las redes; aunque estaba aproximadamente tres metros en posición adelantada, la anotación terminó subiendo al marcador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Archivo del blog

Seguidores

Datos personales